COMIENZAN A TRATAR CON REGANTES LA CRISIS HÍDRICA DEL COLORADO

 In Prensa

rio coloradoDe no originarse importantes nevadas en la zona de las nacientes, estamos frente a otro ciclo muy magro, lo que volverá a limitar seriamente la existencia de agua, fundamentalmente para las áreas productivas.

Por David Roldán / droldan@lanueva.com

La crisis hídrica que parece no tener fin en la cuenca del río Colorado, comenzará a ser analizada en el transcurso de esta semana en el valle bonaerense administrado por Corfo.

La convocatoria fue hecha por la gerencia técnica de este organismo, recomendándose la presencia de los productores, con quienes se tratará, también, la fecha de apertura del venidero ciclo de riego que en esta zona se iniciará, en principio, el 11 de agosto.

Los regantes del canal Unificador III fueron convocados para el viernes 31, a las 9, en la intendencia de riego de Pedro Luro.

Los del canal Villalonga, para ese mismo día, a las 19, en la intendencia de riego de Villalonga.

Los regantes del canal Mayor Buratovich y Unificador I deberán encontrarse el 1 de agosto, a las 9, en la intendencia de riego de Mayor Buratovich.

Finalmente, los del canal Unificador II, podrán participar de una reunión ese mismo día 1 de agosto, a las 18, en el salón de la Cooperativa Eléctrica de Juan A. Pradere.

Se hablará en la ocasión sobre la disponibilidad de agua en la cuenca, se darán detalles de la nieve existente en la Cordillera de los Andes y del nivel que hoy presenta el lago Casa de Piedra, entre otros temas.

Hoy por hoy, nada hace suponer que se interrumpa la serie de ciclos magros en la cuenca del río Colorado.

Es que, al menos en lo que va del presente invierno, ha sido escasa la nieve acumulada en la zona de las nacientes del Colorado, en especial en la región de Mendoza, donde se inicia el río Grande, principal afluente del Colorado.

Y cierto es que la nevada que se produjo a comienzos de mayo creó ciertas expectativas de que este año fuese distinto a los anteriores.

No obstante, los fenómenos que se fueron sucediendo con posterioridad, no tuvieron la intensidad que se aguardaba, con lo que aquella idea se frustró.

El ingeniero Fernando Andrés, gerente técnico del Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco), calificó al presente ciclo de “peor” que los cuatro anteriores que fueron muy magros.

Los datos son elocuentes. Frente a una media de 422 milímetros de nieve, en 2010 habían precipitado 254; en 2011, 178; en 2012, 243 y el año pasado, 180, en tanto que, al menos hasta el jueves último, en Valle Hermoso se registraban apenas 173 milímetros.

Es cierto que pronosticadores de la Autoridad Interjurisdiccional de los ríos Nequén, Limay y Negro (AIC) habían anticipado que las principales nevadas podrían darse entre el pasado lunes y el 15 de agosto.

No obstante, en los próximos días se verá si esto se cumple y la situación se torna menos alarmante.

En la práctica, según el ingeniero Andrés, el panorama es muy similar al del ciclo anterior.

Esto se repite en cuanto al ingreso de agua al lago Casa de Piedra y al nivel de este, que hoy es 30 centímetros inferior al del año pasado.

“Algo está muy claro: la veda en la entrega de agua llegó para quedarse”, sostuvo, para expresar que ha sido fundamental la toma de conciencia por parte de todos los sectores de las dificultades que existen y la necesidad de cuidar al máximo el agua.

El ingeniero Marcos Aragón, gerente técnico de Corfo, afirmó que será muy importante que los regantes concurran a las reuniones.

Se esperanzó en que las nevadas lleguen y que se repita una primavera lluviosa como el año pasado, lo que permitió retraer las erogaciones desde Casa de Piedra, con lo cual se recuperaron algunos caudales importantes.

Print Friendly, PDF & Email

Start typing and press Enter to search